Blog

Unschooling: el aprendizaje en libertad

El sistema educativo actual no funciona: sigue anclado en estructuras del siglo XIX y no es capaz de dar cabida a nuevos conceptos y valores que son de vital importancia para subsistir en la sociedad actual. Por esta razón, algunas familias están optando por llevarse la educación a casa. Dentro de la educación en casa, existe toda una variedad de perspectivas sociales y educativas. Existe el homeschooling y, en este apartado, vamos a tratar un estilo educativo menos estructurado y quizás más polémico que recibe el nombre de “Unschooling”.

Fuente: http://www.accreditedonlinecolleges.com/
Fuente: http://www.accreditedonlinecolleges.com/

En cualquiera de los casos, debemos abrir nuestra mente para entender una forma totalmente distinta de proceder. Antes de seguir, conviene distinguir bien entre los dos términos que hemos mencionado: Homeschooling hace referencia al tipo de dinámica en la que los padres instruyen o hacen un seguimiento de lo que sus hijos aprenden (metodologías, horarios, materiales, etc.) y se lleva a cabo, evidentemente, fuera de la escuela. Por otro lado, unschooling es un término que se refiere al tipo de aprendizaje autodirigido por el niño. No hay horarios ni metodologías. Los niños se autodisciplinan guiados por su curiosidad y aparente motivación.

En este artículo, vamos a reflexionar sobre el “unschooling” también denominado “aprendizaje natural”, “aprendizaje experimental” o “aprendizaje independiente”. El unschooling proviene de Estados Unidos donde los datos de 2010 indicaban que había 55,7 millones de escolares en total de los cuáles 1,5 millones practicaban el homeschooling y 150.000 el unschooling. En España, el “unschooling” es prácticamente inexistente.

Muchas personas opinan que esta práctica otorga demasiado poder a los niños hasta el punto de desarrollar un cierto egocentrismo. Actúan y por lo tanto creen que no debe existir ninguna jerarquía, ni castigo ni juicio o disciplina. El unschooling no ofrece ninguna pauta ni dirección al niño. Por esto, todo indica que, en el futuro, no estarán preparados para desempeñar ningún trabajo ni oficio ni serán capaces de estudiar y asimilar conceptos de la misma forma que un joven escolarizado. Sin embargo, las familias unschoolers confían en que la motivación y la curiosidad conduzcan al aprendizaje, que ocurre espontáneamente durante el curso diario de la vida. El niño unschooler hace el trabajo por su propia motivación.

Según John Holt, referente mundial del “unschooling”, la ansiedad que sufren los niños al ser examinados constantemente, el miedo al suspenso, a los castigos, a la deshonra, reducen seriamente sus habilidades para recordar y aprender. La propuesta del unschooling, por contra, asegura que el aprendizaje auto-dirigido del niño es más eficaz y respetuoso y permite profundizar en las materias si lo comparamos con el sistema educativo convencional”.

Volvemos a plantear una serie de cuestiones que no están a favor ni en contra pero que sí requieren una importante maduración y diferentes puntos de vista: El unschooling es una filosofía de vida basada en permitir a los niños que aprendan a través de sus experiencias naturales de vida entre las que se incluyen los juegos, las tareas del hogar, la interacción social, la experiencia laboral, etc. Una característica determinante es la curiosidad innata de los niños la cual determina lo que quieren aprender. Los unschoolers opinan que, siguiendo los patrones comunes del sistema escolar, se pierde la curiosidad, la interacción y el uso de las manos como herramientas para la creatividad.

¿Acaso no preocupa que los niños unschoolers adquieran malos hábitos? ¿y qué decís de la pérdida de tiempo? ¿cómo adquieren los unschoolers la motivación necesaria para aprender algo que les sirva para el futuro? ¿y cuándo sean adultos cómo conseguirán un trabajo?

John Holt: “Since we can’t know what knowledge will be most needed in the future, it is senseless to try to teach it in advance. Instead, we should try to turn out people who love learning so much and learn so well that they will be able to learn whatever must be learned”.

Tags

Lisandro Caravaca

Lisandro estudió Traducción e Interpretación y posteriormente un Máster de Técnico en Community Management y Redes Sociales. Su fuerte vinculación con la formación y la enseñanza desde muy pequeño le han llevado, a sus 23 años, a crear Eduskopia. Su aspiración es trabajar por conseguir un mayor conocimiento y concienciación por parte de la sociedad en cuanto al buen uso de la tecnología.Lisandro es el fundador y Director General de Eduskopia. Además, se encarga de la elaboración y la gestión del contenido y de las publicaciones tanto en la plataforma web como en los perfiles en redes sociales externas.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

Close